20160523_160626~2

El alto índice de niños y niñas maltratados por sus familiares nos indica la existencia de una serie de comportamientos disfuncionales dentro (ahí es en dónde se gesta la problemática) y fuera (no se le da el adecuado seguimiento) del círculo familiar.

A continuación se enlistan las principales características de la familia en donde se gesta el maltrato o abuso sexual a niñas y niños:

  1. Poca tolerancia por parte de los padres.
  2. Familias con padres adolescentes.
  3. Hijos no deseados.
  4. Drogodependencias o alcoholismo.
  5. Pobreza extrema.
  6. Historia previa de abuso, maltrato o abandono.
  7. Familias Reconstruidas.
  8. Familias aglutinadas.

Estos factores pueden llegar a ser determinantes para que se geste una situación de maltrato o abuso sexual, ya que todas ellas colocan al niño en una situación de vulnerabilidad emocional o psicológica. Generalmente las familias que viven bajo estas condiciones se mantienen aisladas socialmente, ya que así es mucho más fácil mantener la dinámica de maltrato, abuso o abandono.

Por ello es necesario que como maestros o cuidadores nos involucremos en el desarrollo integral de los niños y niñas con quienes convivimos, o trabajamos. Así podremos detectar cualquier factor de riesgo que se encuentre obstruyendo su crecimiento sano, y podremos buscar más fácilmente alternativas de solución.

¡Si conoces a alguien que viva siendo maltratado, alza la voz!

Escríbenos: info@asexoria.net

Ana Gabriela Ruiz de la Concha

Print